Baradel en Brandsen: “Nos enoja que los chicos no tengan clases, pero el reclamo es justo”

El pasado viernes 30 de noviembre, Roberto Baradel, Secretario General de Suteba, estuvo presente en la ciudad de Brandsen para dar una conferencia de prensa con respecto a la situación de los docentes de la provincia. En la misma, explicó cuales es el objetivo ante los reclamos al gobierno y puso como ejemplo que su hija, en el jardín de infantes al que asiste en La Plata estuvo 80 días sin clases por amenazas de bomba: “El Gobierno aún no lo resolvió”.

La problemática docente generó diversas opiniones entre los políticos y los gremios, pero en un año tan caótico por diferentes motivos con respecto a la situación política y económica del país, los padres tomaron poder en las quejas por la falta de acuerdo e insisten en su reclamo de que sus hijos no deberían perder más días de clases.

Ante este reclamo de los padres, Baradel explicó: “Por supuesto que a nadie nos gusta que nuestros chicos no tengan clase. A mí no me gusta que mi hija no tenga clases”. Y puso como ejemplo la asistencia al jardín de infantes de su hija “tuvieron 80 días sin clases por amenazas de bomba y el Gobierno no lo resolvió. Y los chiquitos de tres años, caminan cinco cuadras con lluvia por la evacuación”.

“Nos enoja que los chicos no tengan clases, pero el reclamo que hacemos es un reclamo justo. Entre los papás de la escuela pública y los docentes hay un reconocimiento, porque los papás ven a los docentes con los chicos. No lo van a ver nunca al director de cultura y educación o a la Gobernadora.

Por otro lado, el Secretario General de Suteba respondió a las preguntas tras la visita del Ministro de Educación de la Provincia de Buenos Aires a la ciudad de Brandsen, alegando que no hay diálogo con el Gobierno: “Al Ministro yo le pido una reunión con el Frente de Unidad Docente y no la otorga, le pido una reunión con la Gobernadora, no la otorga. No hay diálogo institucionales”.

“Si no quieren darnos la cláusula gatillo, yo les propuse que les firmamos la cláusula de revisión pero con una garantía: ‘Ponemos la cláusula que ustedes quieran y nos sentamos a discutir salarios, pero si en el plazo de 20 días no nos convocaron o no nos pusimos de acuerdo se aplica la clausula gatillo’. Les planteé una fórmula mixta que los dejara conformes a ellos y a nosotros y nos dijeron que no”.

 

Comparte esta noticia: