Eduardo Desmoures: “Estamos mal representados por la clase dirigente”

** Los farmacéuticos de Brandsen se suman al pedido provincial por la no derogación de la Ley 10.606 **

La ley 10.606, “de Farmacias”, es una Ley que regula la actividad farmacéutica, y en su artículo 14,  no contempla que sociedades anónimas, como la firma Farmacity, puedan ser titulares de estos comercios.

Si bien el conflicto es de larga data, en las últimas semanas se hizo evidente, cuando la empresa recurrió a la Justicia, buscando derogar esta Ley, y recibir, por parte de la Procuración General de la Nación, un fallo favorable. Así, fue, se determinó la inconstitucionalidad de la ley provincial que le prohíbe a esta cadena ser titular de farmacias en territorio bonaerense.

En los últimos días, el tema se trató en Diputados, por un proyecto del legislador del Frente Renovador, Lisandro Bonelli, que intentaba revertir el fallo de la Procuración. Tras ser aprobado en la cámara baja por 43 a 40 votos, el proyecto fue girado al Senado para continuar su tratamiento, aunque se prevee que no avanzará en la Cámara Alta.

Es por ello que en la jornada del 26 de abril, farmacéuticos y estudiantes de farmacia de toda la provincia se movilizaron a la casa de gobierno, y leyeron una carta abierta a la Gobernadora Vidal.

Entre los farmacéuticos, se encontraban los representantes de todas las farmacias de Brandsen que, nucleados en la Filial Brandsen del Colegio de Farmacéuticos de la Provincia de Buenos Aires, expresaron su malestar.

Eduardo Desmoures, nos explicó de qué se trata la “Ley de Farmacias”: “Es una ley que regula la actividad farmacéutica, la Ley es la 10.606, que dice como tienen que estar reguladas las farmacias, de qué manera se tiene que atender a la gente, como se tienen que atender las guardias, en qué ubicación, como se tienen que habilitar, y cual es la personalidad jurídica que puede estar a cargo de una farmacia”.

Aclaró que en este momento en la Provincia de Buenos Aires hay dos maneras de ser dueño de una farmacia: “Una forma es ser farmacéutico (Una farmacia unipersonal) y otra, la sociedad en conmandita. Porque en ésta sociedad el farmacéutico es parte de la sociedad”. Y destacó: “No hay forma que una persona que es responsable de la salud de un establecimiento no sea dueño de la misma. Que le caiga una sanción siendo farmacéutico y los dueños de la farmacia estén haciendo lo que se les ocurra. No se permite por ende que haya sociedades anónimas en la cual el farmacéutico no sería parte, y si sería responsable de una sociedad anónima. Pondría la cabeza por una sociedad de la cual él no forma parte para proteger la actividad farmacéutica, se establece que las sociedades anónimas queden excluidas de ser dueñas de farmacias en la Provincia de Buenos Aires”.

Consultado respecto al intento de derogación de la Ley, nos dijo que “Lo más grave es quien está intentando dialogar esa ley, que es nada más ni nada menos que Quintana. Que es fundador de Farmacity y miembro del Grupo Pegasus. Que es el interesado en que se derogue esta Ley”. y agregó: “¿Por qué digo que es preocupante? Porque es una persona que está tercero en orden jerárquico en el Gobierno Nacional, y quiere movilizar las leyes a su favor. La población lo eligió para cumplir su cargo, no para hacer negocios personales”.

Respecto a la movilización, dijo que si bien en Brandsen las farmacias no dejaron de trabajar, en otros distritos las farmacias directamente cerraron, y quedaron únicamente las que estaban de guardia. “De ese modo se hace una medida de fuerza sin dejar de abastecer de medicamentos a la población. O sea que en ningún momento la medida tomó como eje los pacientes si no directamente el poder estar presentes para dar una carta a la Gobernadora (María Eugenia) Vidal”.

En esta movilización a la Casa de Gobierno, “estaban presentes todos los partidos de la Provincia. Lo cual la Presidenta del Colegio agradeció uno por uno a los que estaban presentes, y aún a los que estaban ausentes pero habrían querido asistir por estar encargados de sus farmacias y les tocaba estar de guardia”, y destacó que “Además de farmacéuticos había muchos estudiantes de farmacias muy preocupados por su futuro”.

La situación es compleja, ya que “una de las cosas que quieren impulsar es que no haya necesidad de tener un farmacéutico dentro de la farmacia. Lo cual va en contra de aspectos sanitarios que se busca tener en las farmacias. Que haya un responsable, y que haya una persona que estuvo formada en la Universidad Nacional, para orientar al uso correcto del medicamento”.

Lo importante, para tener en cuenta, es que “un medicamento está para proveer Salud, no se compra por interés, si no que se compra porque se necesita. Y quien orienta en la compra del medicamento es el propio médico. Entonces no es el paciente el que compra el medicamento, si no que el que le sugiere la compra es el médico. Y ahí participamos nosotros (los farmacéuticos) dando una receta y le proveemos el medicamento que le indica un médico. Y lo que quieren cambiar en Farmacity es que no intervenga el médico ni un farmacéutico si no que directamente, la voluntad de una persona de comprar por impulso y de auto medicarse”.

Ésto no se tuvo en cuenta por parte de todos los Diputados. “la propuesta del Diputado Bonelli ganó por una leve mayoría. Fue 43 a 40. El Bloque del Pro y el Radicalismo votaron negativamente. Lamento yo que estos Bloques no se pusieran en contacto con el Colegio de Farmacéuticos, con las autoridades, con las farmacias del barrio, y pregunten para conocer cual es el problema que estamos teniendo con FarmaCity”.

La sensación de los farmacéuticos es que están mal representados por la clase dirigente. “No puede haber una decisión radical que nazca de arriba, de un empresario y que todos los demás que están por debajo de esa línea de poder tengan un cumplimiento de obediencia de vida. Realmente lo que dice el jefe se acata y votamos en bloque y nos oponemos todos en bloque y la decisión fue marcada desde arriba. Me parece una vergüenza que los Diputados provinciales que están representando a cada uno de los Municipios voten negativamente, cuando en muchos de los Municipios los concejales votaron a favor de sostener esta Ley”.

Por último, sentenció: “Acá lo importante es el NO a la derogación de la Ley. Le pedimos a la Gobernadora Vidal, que se oponga políticamente a esto. Porque alguien de su gobierno, está denunciando a su Provincia, y está denunciando siendo parte del mismo gobierno. ¿Cómo puede ser que en éste caso la Gobernadora Vidal no se exprese?, y en el Caso de Farmacity a través de Quintana, denuncian a la Provincia de Buenos Aires. No nos denuncian a los farmacéuticos, está obligando a que la corte suprema diga que una Ley provincial es inconstitucional. Vidal tiene que expresarse”.

 

Comparte esta noticia: