Ley Justina aprobada: Los Argentinos serán donantes de órganos salvo oposición en vida

Es un antes y un después, una fecha para enmarcar. El pasado 4 de julio Argentina logra un cambió histórico en la donación de órganos. Por unanimidad, La Cámara de Diputados aprobó el proyecto de “Ley Justina” dónde menciona que salvo que se opongan en vida, todos los argentinos serán donantes de órganos.

La ley fue sancionada por 202 votos a favor sin abstinencias, finalizando con un aplauso masivo de todos los Diputados presentes.

La “Ley Justina” recibió él apoyo para frenar con los problemas de donaciones tras la muerte de Justina Lo Cane, la nena de 12 años que el pasado 22 de Noviembre no pudo recibir un trasplante de corazón a tiempo para salvar su vida.

“No es fácil vivir con la ausencia de Justina, pero transformamos éste dolor en alegría” aseguró la Mamá de la nena a los medios presentes.
Esta ley, abarca la posibilidad de donar a toda persona mayor de 18 años, inclusive, si éste donante fallece y no deja constancia expresa de su oposición a la extirpación de sus órganos independientemente de la posición en vida de sus familiares.
La nueva ley regula las actividades vinculadas a la obtención y utilización de órganos, tejidos y células de origen humano en la Argentina. Prevé que los establecimientos de salud habilitados para hacer trasplantes cuenten con servicios destinados a la donación, que permitirán detectar, evaluar y tratar al donante.
La norma elimina cualquier necesidad de consentimiento familiar, debido a que las últimas estadísticas esclarecen que el 40% de donaciones que se pierden son por la oposición familiar.
Hasta la fecha, hay 10.500 personas esperando por un trasplante en la Argentina, y solo donan 13 por cada millón de habitantes.
La Ley Justina llegó para lograr un cambió histórico y necesario en nuestro país y como en La Cámara de Diputados, se aplaude de pie.

Comparte esta noticia: