Los vecinos de zonas rurales piden solidaridad y respeto

En el día de ayer, consigna una lectora, diez motos “andaban rompiendo – jugando” en el camino rural ubicado entre los kilómetros 39 y 40 de ruta 6 (la que baja para el autódromo “Moura”). Este accionar posterior al temporal de lluvia que azotó Brandsen este fin de semana, produjo roturas en las calles.

“Las calles rurales son de todos , pero acá hay gente, hay criaturas que van a la escuela, puede haber una emergencia y no hay camino para salir”, explica la vecina. “Hay gente que le gusta venir a jugar con sus motos y después no se hacen problema, porque seguro que en el frente de sus casas tienen asfalto o mejorado y pueden salir cómodamente, acá no tenemos esa suerte o esa comodidad”.

Aclaran los vecinos que la máquina de la Municipalidad arregla la calle, pero este tipo de accionar rompen las mejoras y es una situación que preocupa. “Si la gente fuera consciente de que hay familias en esos campos que necesitan una calle transitable para salir por cualquier emergencia, no la romperían”.

“Acá hay que esperar que seque y esperar que pase la máquina, mientras tanto los vecinos tiene que salir caminando, porque dejaron los caminos un DESASTRE. La distancia a la ruta y a la escuela es grande”, agregaron.

Cierran la nota con un pedido: “A esa gente que juega en los días de lluvia, le pedimos que alquile algún campo y que juegue tranquilo, sabiendo que no rompe caminos a gente que lo necesita”.

Comparte esta noticia: