Vidrios en la basura: Un recolector sufrió cortes en su pierna

A todos nos molestan los residuos. Todos queremos sacar rápido la bolsa de casa, y muchas veces no pensamos en lo que pasa después, y debemos hacerlo: La no separación de residuos puede afectar a quienes trabajan para mantener limpia la ciudad. Aunque para algunas personas le parezca complicada la labor de separar residuos húmedos, secos, cristales rotos, etc., es sumamente importante cumplir con el buen accionar. Esta semana, un recolector de nuestra ciudad sufrió cortes en su pierna y tuvo que ser atendido por los vecinos.

Jeringas, vidrios, cuchillos y demás objetos cortantes suelen ser tirados a la basura sin ningún aviso previo en la bolsa que lleva este contenido. Esto logra que el recolector, cumpliendo su trabajo, sea lastimado con riesgo a que sea de gravedad y contraer enfermedades.

Una vez más, esto volvió a pasar en Brandsen. En un recorrido habitual de los recolectores, el trabajador lastimó su pierna porque una de las bolsas que cargó contenía vidrios. Lo lamentable del hecho, es que la bolsa no tenía ningún aviso, y el recolector tuvo que ser atendido por los mismos vecinos.

Alicia Arguiñarena, Presidente de la Sociedad de Fomento del barrio La Dolly escribió en su cuenta de Facebook alertando a la comunidad sobre este peligro y comunicó que se reunirá  este lunes con el Director de Inspección General.

Consejos para tirar vidrios o cristales rotos a la basura.

Comparte esta noticia: